Cerrar

Profesional de alto rendimiento

Alcanza tu mejor versión

MoreThanLaw

MoreThanLaw

Publicado el martes, 26 de mayo de 2020 a las 15:06

Mostrar ampliado

Paula Fernández Ochoa

Paula Fernández Ochoa

Mostrar ampliado

Marca personal - Paula Fernández Ochoa

Marca personal - Paula Fernández Ochoa

El mes pasado, el CEEI de Valencia organizó un webinar en el que intervine como speaker bajo el título del presente artículo. Estaba dirigido a profesionales de todos los sectores y niveles que deseasen aprender la importancia de gestionar su marca personal y las claves para ser un profesional de alto rendimiento

El contenido se contextualizó en el actual mercado en el que vivimos, tan cambiante, saturado y global, con grandes desafíos tecnológicos, en el que se desdibujan las relaciones laborales jerárquicas a favor del talento por proyectos con creatividad y flexibilidad. Competir así es un auténtico reto y hace imprescindible tener una marca diferenciada, con una propuesta de valor consistente y un significado altamente valorado por el mercado. Además, resulta imprescindible hacerlo desde un equilibrio personal y profesional, desde un estado de bienestar. Sólo así se podrá alcanzar el alto rendimiento, ser nuestra mejor versión y, en definitiva, dejar huella para ser la opción elegida.

La terminología de marca personal surgió en la evolución de la era industrial a la era del conocimiento, como concepto para diferenciar a un profesional de otro. Quien acuñó por primera vez el término fue Tom Peters (1997), autor del artículo “The Brand Called You” publicado en la revista Fast Company. Expuso la evolución del concepto, considerando que “Las grandes compañías entienden la importancia de las marcas. Hoy, en la Era de las Personas, tú debes ser tu propia marca” y que, por tanto, debemos gestionarla como si de una empresa se tratara.  O nos distinguimos o nos extinguimos.

Así, marca es “algo inmaterial e invisible, que identifica, califica y sobre todo da un valor añadido”, como explica el publicista Luis Bassat.

Tras contextualizar el porqué de la marca personal y diferentes conceptos, pasamos a abordar cómo es un proceso de gestión de marca personal o “personal branding”. Consiste en el desarrollo de las fases sintetizadas a continuación:

  1. Análisis: fase de autoconocimiento, diagnóstica, para obtener la definición de la misión, visión, cultura y valores que componen la identidad diferencial y razón de ser (ikigai) de la persona.
  1. Estrategia: etapa de visión de negocio y creatividad que responde a tres cuestiones clave:
  • ¿Qué?: objetivos
  • ¿Quién?: target y competencia
  • ¿Cómo?: Contenido, canales, calendario, presupuesto, responsables
  1. Plan de Acción: momento a partir del que la identidad empieza a hacerse tangible. Se diseñan/definen elementos gráficos o visuales (web, blog, slogan, estilo de vestimenta, etc.) y se desarrollan acciones comerciales y de comunicación (acciones de captación y fidelización, medios de comunicación, directorios, patrocinios, etc.), que ayudan a proyectar la personalidad de la marca, transmitir su valor diferencial y que van construyendo en la mente del público unas emociones que definen al profesional y el valor de sus servicios. Aquí la comunicación es clave, tanto on como offline, pues no sólo importa la realidad de las cosas sino cómo éstas son percibidas. Debe ponerse foco en crear un vínculo emocional con el cliente pues ya no sólo importa lo que hacemos (what), ni siquiera cómo lo hacemos (how), sino que lo verdaderamente importante es por qué lo hacemos (why) -Teoría “Start with why” de Simon Sinek-.
  1. Seguimiento: debe hacerse periódicamente un análisis del retorno obtenido y de los indicadores de cumplimiento alcanzados, para tomar las decisiones correspondientes que permitan ir mejorando la metodología diseñada y el logro de los objetivos.

Hicimos hincapié en el factor humano de las marcas por tres motivos principales

  • Por un lado, por la necesidad de poner énfasis en el alma de las marcas, imprescindible para llegar al alma del público y poder “calar”, dejar huella (positiva) en el corazón y mente de los demás.
  • Por otro, porque hemos pasado del tener al ser, ha cambiado el concepto de “éxito”, y de estar ligado al tener o “hacia el exterior” (masters, propiedades, ascensos en organizaciones jerárquicas, etc.) ha pasado más al ser o “desde el interior” (proyectos con propósitos vitales, carreras profesionales líquidas, equilibrio entre vida personal y profesional, etc). Sólo desde el bienestar, desde los valores del deporte extrapolados al mundo de la empresa, podemos seguir avanzando en un constante aprendizaje -lifelong learning- hacia nuestra mejor marca o mejor versión, nuestra felicidad, productividad y alto rendimiento.
  • Y, por último, porque los profesionales no sólo tenemos que desarrollar nuestro conocimiento técnico sino que, además, tenemos que adquirir y/o potenciar unas habilidades emocionales (soft skills) que nos ayudarán a mantener nuestra empleabilidad y competitividad y la sostenibilidad de nuestras organizaciones.

Entre otras cosas, también vimos que entre los atributos clave para que una marca personal sea potente nos encontrábamos con los siguientes:

  • Calidad: “Dales calidad. Es el mejor tipo de publicidad que existe”. Milton Hershey
  • Diferente: “La estrategia competitiva consiste en ser diferente” M.Porter
  • Auténtico: “El modo de obtener una buena reputación es procurar ser lo que se deseas parecer” Sócrates
  • Constancia: “Yo creo bastante en la suerte. Y he constatado que, cuanto más duro trabajo, más suerte tengo”. Thomas Jefferson
  • Conectividad: Todo es cuestión de personas. Se trata de la creación de redes“. Mike Davidson
  • Sana: Sólo desde el bienestar, desde el equilibrio personal y profesional podremos alcanzar la piedra angular del éxito

Y para concluir, reflexionamos sobre cómo la gestión de la marca personal nos brinda la oportunidad de ser mejores. Ésta se gestiona desde los valores, desde la responsabilidad social de aportar valor no sólo para alcanzar nuestra mejor marca sino para crear un mundo mejor.

La pandemia covid-19 nos está permitiendo parar para reflexionar en nuestra razón de ser, en los valores y compromisos que nos identifican. Hemos dejado de ser ese hámster que da vueltas sin cesar en su jaula, arrastrado por la vorágine del día a día, para poner orden a nuestras vidas, reinventarnos y seguir avanzando con foco en lo que realmente importa y aporta. Y en esta línea, con el Personal Branding, hacemos un trabajo de introspección, de fijación de estrategia y objetivos, pasamos del mundo de las ideas a la acción y, sin duda, crecemos personal y profesionalmente.

Y como cita de cierre del evento, compartí la siguiente tan categórica e inspiradora de Philip Kotler, que transmite con fuerza el mensaje abordado a lo largo de la sesión: Si no eres una marca eres una mercancía

 

Disfruta del webinar:

 

5
visitas hoy 2 · visitas total 1.064

Usuario: PaulaFdezOchoa

Empresa: MoreThanLaw

Canal: CEEI Valencia

Fecha publicación: 26/05/2020 15:06

Url: https://ceeivalencia.emprenemjunts.es/?op=8&n=21865

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.
Al continuar con la navegación consideramos que aceptas su uso y nuestra política de cookies.

Aceptar